¿Cómo recuperar tu poder interior? 

Hoy me gustaría contarte desde donde acompaño a las personas en sus procesos terapéuticos para que encuentren su poder personal, su propio bienestar, su vitalidad y su sentido de vida.

Primeros pasos para recuperar tu poder interior

Es importante reconocer que no sabemos cómo es la realidad, sólo sabemos cómo la observamos o cómo la interpretamos. 

Somos observadores de la realidad que vivimos, por lo que cada persona observa la realidad de una manera diferente.

Para conocer y conocernos, necesitamos OBSERVAR y OBSERVAR CÓMO OBSERVAMOS (a nosotr@s mism@s, a los demás, a la vida, las dificultades, las relaciones, el trabajo, el placer, el ocio…), ya que, en función de nuestro tipo de observación, tomaremos unas decisiones u otras.

Percibimos a partir de los observadores que somos, y la persona que estamos siendo, está constituida por una combinación:

Emoción: Del estado de ánimo en el que se encuentra,

💭 Lenguaje: la conversación (interna o externa) que tiene,

🤸‍♂ Cuerpo: el cuerpo disponible que tiene para la acción.

¿Cuántas veces decimos algo diferente de lo que pensamos? ¿Cuántas hemos hecho algo contrario a lo que sentimos? ¿Cuántas hemos hecho algo distinto a lo que pensábamos?

Para el desarrollo del bienestar y la satisfacción vital, es esencial que la persona desarrolle una coherencia interna entre sus pensamientos, sus emociones y sus acciones. 

Generamos coherencia entre el pensamiento, la emocionalidad y la corporalidad, es decir, entre lo que decimos, lo que sentimos y hacemos, cuando somos capaces de sintonizar los tres dominios o centros. Cuando empiezas a relacionarte con tus tres dominios de forma coherente, surge la armonía.

La armonía te encuentra cuando hay coherencia en el permitirte 

pensar lo que dices,

sentir lo que sientes,

y expresar lo que sientes.

¿Cómo estás observando tu realidad y cómo te está afectando?

Ser observadores implica darnos cuenta de cómo observamos la realidad que vivimos interna y externamente. 

Lo importante no es lo que nos sucede sino qué es lo que hacemos y cómo nos relacionamos con aquello que sucede:

  • Cómo pensamos, qué creencias tenemos, qué distorsiones nos condicionan;
  • Cómo reconocemos nuestra emocionalidad, cómo la gestionamos;
  • Cómo escuchamos las sensaciones corporales, la energía del cuerpo disponible;
  • Desde dónde hacemos lo que hacemos,
  • Cómo nos relacionamos y nos comunicamos con nosotr@s mism@s, 
  • Con los otr@s y con el entorno.
Cómo recuperar tu poder interior

¿Cómo acompaño para que puedas acompañarte a ti mism@?

La forma en la que acompaño terapéuticamente para que puedas encontrar tu poder interior, lleva a la observación de los tres centros para facilitar sintonía y generar coherencia entre lo que sentimos (emoción), lo que pensamos (lenguaje) y lo que hacemos (cuerpo).

  • Mente – Lenguaje: pienso lo que digo
  • Emocionalidad: siento lo que siento
  • Corporalidad: expreso lo que siento

Estos tres centros están interrelacionados, y tienen una estructura de coherencia de ser: lo que acontece en uno de ellos, condiciona lo que sucede en los otros dos. 

Si la estructura genera daño o sufrimiento, se puede intervenir en cualquiera de los tres dominios o centros para encontrar una nueva estructura de coherencia más armónica.

La disonancia cognitiva se produce cuando somos incoherentes con nosotr@s mism@s, cuando se produce una falta de sintonía y equilibrio entre lo que decimos, pensamos y hacemos, acompañada de una sensación de incomodidad o desagrado. 

Es natural que en ese momento se activen pensamientos contradictorios en forma de juicio y/o justificación interna y en ocasiones, nos lleva al autoengaño consciente o inconsciente.

La pregunta operativa no es tanto qué causa qué cosa (todas las causalidades sistémicas son circulares), sino cuál es la vía más productiva para intervenir en el sistema.

Por ello, el proceso terapéutico te va a ayudar a encontrar tu poder interior cuando consigas:

  • Comprender el conflicto interno, la incoherencia, los bloqueos, las resistencias de cambio. 
  • Revisar creencias que están limitando tu potencial. 
  • Identificar, observar, sentir, expresar y gestionar tus emociones
  • Conectar con las sensaciones del cuerpo y aprender la forma en la que él tiene de comunicarse contigo.

¿Necesitas apoyo adicional? ¡No dudes en buscarlo!

Soy Rocío, psicóloga y coach personal/profesional que integra cuerpo, mente y emoción en los procesos de acompañamiento personales, grupales y formativos.

Investigadora de la conciencia, la capacidad y el potencial humano; amante del movimiento y la expresión corporal. Licenciada en Psicología, Máster en Coaching Profesional, formación en Coaching Ontológico Empresarial (Equipos de Alto Rendimiento), Nutrición y de Pareja, Mindfulness, Practitioner y Máster en Programación Neurolingüistica (PNL).

El placer por la danza me lleva a disfrutar de la misma en diferentes disciplinas y a formarme como bailarina. Actualmente investigo PCI (Proceso Corporal Integrativo) y terapia energética para complementar y profundizar en la consciencia del cuerpo, la expresión, el movimiento y su relación con la mente, la emoción y la salud.

Trabajo como docente en Universidad Autónoma de Madrid, como facilitadora de empoderamiento personal en grupos de mujeres, colaboro con la empresa Delfo como formadora en diferentes talleres teórico-experienciales y facilito retiros de desarrollo y crecimiento personal.

Comprendo las crisis y los conflictos (con un@ mism@ y con el otro) como puntos de inflexión naturales para crecer y evolucionar, y como oportunidades para iniciar o continuar nuestro viaje de autoconocimiento, único y personal.

Te puedo acompañar desde una metodología holística que integra mente, cuerpo, emoción y cuerpo energético para expandir tus posibilidades y aumentar la calidad de tu vida en relación a ti mism@ y a tu entorno (personal y/o profesional).

Encantada de recibirte.

¿Y tú, necesitas ganar poderío? ¡Decídete y cambiemos juntos de rumbo!

Pin It on Pinterest